Blog

Rashel Diaz / Blog  / ¡Los frutos secos son el snack perfecto!

¡Los frutos secos son el snack perfecto!

Chicas, ¿no les pasa que abren la bolsita de nueces, cacahuates y otros frutos secos y no hay fuerza humana que la cierre? Hahaha, no podemos evitarlo. Es que son riquísimos.

Los frutos secos son unos de los alimentos más saludables, sobre todo para quienes seguimos un régimen alimenticio un poco estricto.

Es normal sentir hambre constantemente y tener ansiedad, por eso es buena idea contar con este tipo de snacks.

Pero, ¡ojo! No podemos comernos grandes cantidades de frutos secos. Es fundamental saber cuándo y cuánto… La cantidad perfecta que recomiendan los especialistas con los que he conversado, es medio puño. Pero si sucumbimos y consumimos un poco más, no tenemos que sentirnos taaan culpables, hahaha.

Aprovechemos sus beneficios

Los frutos secos nos aportan energía y pueden ser parte de una buena dieta saludable para el corazón. Contienen ácidos grasos insaturados y otros nutrientes muy buenos para el organismo en general.

Una de las grandes ventajas de comerlos es que reducen el colesterol en la sangre y disminuyen la formación de coágulos que pueden provocar enfermedades cardíacas.

Son ricos en grasas insaturadas, tienen bastante omega 3, fibra, vitamina E, esteroles vegetales y L-arginina, una sustancia que mejora la salud de las paredes arteriales.

Te interesa: Comer sano no tiene por qué ser aburrido

Una excelente opción

Además, son un excelente tentempié: económicos, fáciles de guardar y empaquetar para cuando tenemos que salir a hacen un montón de diligencias o hasta para comer en el trabajo.

En mi caso, me resultan perfectos porque como ya deben saber, ando corriendo todo el tiempo por las tantas cosas que tengo que hacer en el día. ¡Es que no tengo casi descanso! hahaha.

Comerlos con moderación

Se los dije, los frutos secos son deliciosos, pero no abusemos de su consumo. Tienen hasta un 80% de grasa y a pesar de que es buena, siguen siendo muchas calorías.

Agregarlos a nuestra dieta es fácil y aportan un sabor distinto a las recetas. Lo ideal es utilizarlos como sustituto de las grasas saturadas, como las que se concentran en las carnes, huevos y otros productos lácteos.

Podemos emplearlos como otro ingrediente más en nuestras comidas. También sirven de condimento para ensaladas, cremas caseras y hasta rebozados.

El momento en el que los comamos también es muy importante. Entre comidas siempre nos da hambre y a veces no sabemos qué hacer.

Entonces, en lugar de decidirnos por esas chips de papas grasientas, calmamos esa ansiedad con los frutos secos.

Lee también: ¡Cuando tu cuerpo te pida descanso, hazle caso!

Bien sea en los breaks entre el desayuno y el almuerzo, un puñado de nueces o maníes nos hará sentir saciadas.

¿Importa qué fruto comamos?

¡Pues no! Todos son buenos para nuestro organismo y muy ricos. Sin embargo, algunos tienen más beneficios que otros. Por ejemplo, las nueces tienen un alto contenido de ácidos grasos y omega 3 que son excelentes para el corazón.

Las almendras, las avellanas y las pecanas también son especiales para todo lo relacionado con la salud cardíaca.

Después de leer todo esto, quizás estés pensando en agregarlos más a tu dieta, ¿cierto? ¡Yo los amo! .

Accesorios Labana