Blog

Rashel Diaz / Blog  / Es posible tomar decisiones sin entrar en crisis

Es posible tomar decisiones sin entrar en crisis

Como mujeres activas que somos, todos los días tomamos decisiones que impactan nuestra vida. Desde cosas súper sencillas como qué cenar hoy, hasta qué carrera estudiar o decidir cambiar de trabajo o no.

Algunas son fáciles, otras no tanto. Las decisiones son inevitables, lo que sí podemos evitar es entrar en crisis cada vez que tengamos que dar pasos importantes.



La indecisión y la dificultad al momento de decidir, están muy relacionados a las emociones. El estrés, la angustia, la depresión y el exceso de información, pueden hacernos cuestionar muchas cosas.

Te interesa: Podemos criar mujeres fuertes e independientes

Es una realidad

Tomar una decisión significa elegir una opción. Tenemos que saber que provocará una consecuencia y debemos estar preparadas. Por eso, es muy importante tener seguridad en lo que hacemos.

Te recomiendo no evitar la toma decisiones, no lo retrases. Lo mejor es enfrentarlas con nuestra mejor cara y actitud, hahaha. Tenemos que responsabilizarnos por nuestra elección y seguir adelante. El temor al fracaso debemos eliminarlo del panorama.

A veces, cuando nos cuesta trabajo decidir algo, pensamos que si nos hacemos las locas, no pasa nada. ¡Vaya, que no es tan fácil la cosa!.. Pero en realidad sí pasa. Si no decidimos nosotras mismas, quizás alguien lo haga por nosotras. No queremos eso, ¿verdad?

Lee también: La importancia de decirle a los demás «te quiero»

El perfeccionismo, el miedo al cambio y la falta de confianza en nosotras mismas, son grandes enemigos al momento de tomar decisiones.

Consejos para no perder la cabeza

Nuestro objetivo y en lo que tenemos que enfocarnos es en tomar siempre la mejor decisión posible en un momento determinado…

Aquí te dejo algunos consejos que siempre me ayudan:

  • Acepta que no hay respuestas correctas

No des tantas vueltas. Evalúa bien lo que quieres y decídete por eso. Siempre cuidando de no hacerle daño a los demás.

  • Limita la cantidad de información

Como te dije, muchas veces la sobreinformación nos perjudica. La información es necesaria, sí, pero no podemos recargarnos porque así será muy difícil tomar una decisión.

  • Escucha tus instintos

Siempre tenemos la voz de Dios en nuestro interior. Escuchémosla porque es la mejor guía que podemos tener.

  • Analizar pros y contras

Es totalmente necesario ver las cosas a favor y en contra que tiene cada opción. Esto nos ayudará mejor a tomar la mejor decisión.

Con esto, chicas, espero ayudarlas a no entrar en crisis cuando tengan que decidir algo importante. En lo que me confieso indecisa es en el look de mi cabello… hahaha.

No se olviden de respirar y confiar en Él.

Accesorios Labana