¡Mi gente linda!

¡Aquí estoy!

Otra vez hablando de la familia. Pero en esta ocasión, haré un especial énfasis en todos esos valores que deben prevalecer dentro del seno familiar, no sólo para lograr una convivencia sana y llevadera, sino también para que los más pequeños de la casa sepan cuál es el ejemplo que tienen que seguir de los más grandes y, a futuro, sean personas de bien.

Y espero que, al final de este post, compartan el mismo sentir y estén de acuerdo conmigo…

Gratitud

Siempre les he hablado de la importancia que tiene en nuestras vidas el hecho de ser agradecidos, ¿cierto? Y seguiré insistiendo…

La gratitud es sinónimo de armonía. Es apreciar lo que somos, lo que tenemos y a quienes están en nuestro entorno. Esto, tomando en cuenta que, desafortunadamente, existen muchas personas en el mundo que no pueden gozar de muchos de nuestros privilegios.

Por eso siempre reitero: agradezcamos y valoremos más; quejémonos menos…

Generosidad

Yo considero que este es uno de los valores más importantes y de los primeros que deben ser inculcados.

Ser generosos con nuestros familiares y nuestros semejantes fuera de casa, significa estar dispuestos a brindar una mano amiga a quien lo necesite.

Compromiso

El compromiso nos hacer ser hombres / mujeres de palabra. Esto significa que, cuando nos comprometemos (en cualquier aspecto de la vida), debemos saber cumplir.

Responsabilidad

Una tarea de la escuela a tiempo, un quehacer cumplido, etc., son detalles que, por muy mínimos que parezcan, hablan mucho de nosotros y de nuestro sentido de la responsabilidad.

Compasión

Wow! Lamento decir que este es uno de los valores más escasos, mi gente. Por esa razón, debemos enseñarles a nuestros hijos la importancia de ponerse en el lugar de otra persona y de acudir al llamado de quien requiera de nuestra ayuda.

Sólo siendo compasivos podremos tener un mundo mejor.

Humildad

La humildad es un preciado valor que no puede dejar de ser inculcado por ningún motivo, pues es muy importante tener siempre presente que nadie es más que nadie, y que ante los ojos de Dios, todos somos iguales.

Tolerancia

Nuestros niños deben saber que nadie es perfecto; que existirán muchas personas en el mundo que pensarán distinto a nosotros, pero no por eso sus opiniones dejan de tener valor.

Tolerar es aceptar con respeto cualquier idea o acción que provenga de otro.

Confianza

Este tema es muy complejo, ya que dicen por ahí que la confianza es un valor que se desvanece muy rápido si se traiciona. Por lo tanto, debido a lo frágil que es, debe ir construyéndose con mucha cautela a lo largo de la vida.

Amor

Un hogar lleno del amor de Dios y del amor de los miembros de su familia, es un hogar completo.

Respeto

Es cierto que cada persona en el mundo tiene su personalidad y su manera de pensar. Y estas merecen respeto. Claro, siempre y cuando no nos dañen a nosotros.

Incluso, es un valor que debe ser extendido y sentido hacia los animales o cualquier criatura viva. Y de esa forma, seguirá teniendo peso esa premisa que dice “el respeto es paz”.

Honestidad

La honestidad debe ser uno de los valores bases en la educación de los niños, pues, cuando son muy pequeños, tienden a mentir para jugar bromas pesadas o para evitar ser reprendidos.

Enseñarlos a ser honestos hoy es asegurar personas confiables mañana.

Propósito

Tener objetivos como propósito es lo que nos impulsa y motiva cada día a luchar por lo que queremos y por estar donde queremos estar. ¡Pero hay algo importante! Si para alcanzarlos debemos abandonar nuestros valores, estamos en el camino equivocado.

¿Están de acuerdo conmigo, mi gente?

Déjenme sus opiniones… Y con mucho gusto los leeré…

¡Bendiciones!

Change language
Obtén acceso a contenido exclusivo, noticias, promociones especiales y más sorpresas directamente a tu correo
Tu información nunca será compartida con terceros.
Accesorios Labana