¡Mi gente linda!

¿Les gustaría saber cuál fue el momento en el que me di cuenta que Carlos es el amor de mi vida?

Pues, lo compartiré con ustedes, porque aunque sea una historia cortita, para mí es muy bonita y significativa.

El que Carlos sea el amor de mi vida, definitivamente fue una decisión. Y yo la tomé el día en el que vi su compromiso. Ahora… ¿Qué quiero decir con esto?

Cuando sentí que Carlos estaba igual de comprometido que yo, primero con Dios, y segundo con nuestro pacto de unión, abrí mi corazón por completo a él.

Dios

Para nadie es un secreto que Carlos y yo compartimos el mismo amor por Dios. Y como ya les he comentado en posts anteriores, jamás tomamos una decisión sin consultarla con él. Dicho de otro modo, todo lo dejamos en sus manos.

Pacto de unión

Nosotros llegamos a un acuerdo basado en que la palabra “divorcio” o “separación”, nunca iba a ser utilizada en nuestro vocabulario. Que siempre íbamos a pelear y a luchar por nuestro amor de la mano de Dios.

Además, que nunca íbamos a tomar la decisión de alejarnos, y que si esas ideas rondaban por nuestra mente, no las íbamos a expresar.

Entonces, cuando yo vi que Carlos estaba decidido y comprometido, y que día a día me demostraba muchísimas cosas con acciones y no con palabras, aparte de sentirme muy amada y respetada, me di cuenta que estaba en el camino correcto.

¡Y eso es todo, familia!

¿Vieron? Una historia no muy extensa, pero bastante emotiva para mí.

¡Los quiero! Bendiciones para todos.

Change language
Obtén acceso a contenido exclusivo, noticias, promociones especiales y más sorpresas directamente a tu correo
Tu información nunca será compartida con terceros.
Accesorios Labana